miércoles, 31 de diciembre de 2014

Una oda a "La otra red"

Hola a todos/as,

Fuente de la foto: http://pixabay.com/es/telara%C3%B1a-red-internet-hombre-69908/

siempre que termina el año me gusta escribir una reflexión en el blog, la cual me hace también replantearme ( si, al que escribe) muchísimas cuestiones relacionadas con la educación. Creo que es una actividad muy enriquecedora y más aún si se comparte con lo que hoy he llamado " La otra red". Ella ( la red) es femenina como bien decía mi amigo y compañero @jhergony en la #kddcanarias2. 

Y es que hablamos de aprender. Si, de aprender a cada momento e instante. A través de miles de canales de comunicación, unas veces más y otras menos, pero aprendemos. Llevo alrededor de 7 años participando en distintas redes sociales y siempre comento que he aprendido más en dichos espacios que en todas las instituciones formales por las que he pasado. Es una afirmación subjetiva por supuesto y que intenta trasladar el interés y la motivación por creer que todos y todas podemos aprender de una manera distinta.. 

Muchas veces creo que es la única manera de aprender ( gran error por mi parte) pero creo que la capacidad social, interactiva y de participación que ella tiene puede conseguir un aprendizaje " diferente", La otra red no es única y exclusivamente virtual, es una maraña de aprendizaje constante que se traduce en #kddadas y otros menesteres que van más allá del reducido espacio formal por el que parece todos tenemos que aprender,

Y es otra red porque la misma se basa en la conversación, en el discurso, en la interacción y no en una simple búsqueda de recursos por áreas, materias o asignaturas. No es una red para mostrar lo que haces sin participar con los demás. También prefiero pensar que no es una red de compañeros de profesión, profesionales u otras palabrejas que le dan sentido a este afecto y unión. Yo los llamo, simplemente, amigos. 

Es una red que ha sufrido. Las redes sufren porque están compuestas de personas. Unas se van y otras vienen. Unas necesitan un tiempo y a otras el tiempo se les viene encima, Pero  lo más importante, desde mi punto de vista, es que cuando se crea una red es muy difícil volver a deshilar. 

Silvio Rodríguez cantaba que " Los amores cobardes no llegan a amores ni a historias, se quedan allí, ni el recuerdo los puede salvar, ni el mejor orador conjugar...


  "

Y es que esa otra red es valiente, es crítica con lo que ve y lo denuncia. La identidad digital se construye reflexionando y discutiendo sobre lo que vemos y no mostrando única y exclusivamente una " imagen" al exterior. Como bien decía Pedro García Cabrera, Poeta tinerfeño: " Un día habrá una isla que no sea silencio amordazado". Y esto se puede trasladar a cualquier parte del mundo.

La otra red , aquella que une lo local con lo global. Aquella que apuesta por encuentros como #kfeinnovación #kddcanarias2 , aquella que traslada lo que dice mi vecina de 85 años y que quiere participar en el debate. Esa red que presta voces y las grita a través de los distintos canales de comunicación existentes. 

Sentimientos, pasión...eso es la otra red. Eso que ahora etiquetamos como educación emocional y que parece que se nos había olvidado en las instituciones formales. Después de siglos de humanidad nos hemos dado cuenta de que para aprender necesitamos no solamente de razonamiento sino también de sentimientos. Pues la red está llena, sumérgete hasta al fondo, seguro encontrarás

En la otra red no se enseña, se aprende. Para mi esa ha sido una de las características más importantes de " la otra red". Y por eso no me gustan las PDI, porque entiendo que el cambio educativo no pasa por utilizar esa herramienta. Creo que el verbo "enseñar" es uno de los más dañinos en educación.

Se acaba el año, otro más en la red, compartiendo absolutamente de todo: música, poesía, educación, experiencias, historias de vida, aprendizaje... ¿ por qué? Porque lo hice a mi manera!!!

 

Un abrazo gigante a todos/as. Feliz año 2015